La Prensa US BANNER HEADER 1020X150 PX (COMPUTER SHACK)-01.jpg

7 HERIDAS MUY COMUNES QUE LAS PERSONAS TIENEN DURANTE LA INTIMIDAD

Aunque en general el sexo y las actividades en parejas son vistas como algo placentero, no siempre todo sale bien. Los accidentes están a la orden del día y se puede tener heridas que en realidad no son extrañas. Aunque no lo creas, esto le pasa a mucha gente, así que aquí te muestro las heridas más comunes que las personas tienen en la intimidad.

Ataques de gatos

Es probable que no me creas, pero una de las heridas más comunes es causada por gatos que intentan defender a sus dueños o se ponen nerviosos. Ten cuidado con los felinos porque ellos no saben medir sus fuerzas. Muchas personas terminan en el hospital debido a estos ataques de mascotas.

Ojos

El flujo de sangre durante el clímax puede causar que algunos vasos sanguíneos de los ojos se rompan y terminen viéndose rojos. Generalmente es temporal y no causa problemas graves de salud, pero es molesto.

Vasos rotos

Es común que las parejas quieran tomar un trago antes de llegar a algo más, pero ten cuidado con los vasos porque son uno de los objetos más proclives a romperse durante la actividad sexual. Al parecer un creciente número de parejas se lastiman con los vidrios debido a que se rompen accidentalmente.

Ataques al corazón

Se trata de una actividad física que requiere ejercicio, así que quienes tienen problemas cardíacos son proclives a sufrir ataques al corazón durante la práctica. Es mejor tener cuidado y estar al tanto de las limitaciones personales.

Huesos rotos

Muchas parejas terminan en el hospital por heridas óseas debido a estas prácticas. En general se trata de caídas en la cama, demasiada fuerza o resbalones en las duchas.

Dolores musculares

Muchas veces se realizan actividades durante la práctica sexual a las que el cuerpo no está acostumbrado. Es probable que al día siguiente te duela el cuello o las piernas de tanto intentar estirarte cuando no eres tan flexible.

Condones asesinos

La sala de emergencias ha visto pasar a muchas personas con condones atrapados dentro de su cuerpo o incluso personas que los tragan sin querer. Ten en cuenta que es un material complicado de quitar y en cierta medida, peligroso.