Inicio México Línea 12 se desplomó por fallas en la construcción, señala adelanto del...

Línea 12 se desplomó por fallas en la construcción, señala adelanto del peritaje

285

El colapso del tramo elevado de la Línea 12 del Metro ocurrido el pasado 3 de mayo y que dejó 26 personas muertas y más de 70 lesionados, fue provocado “por una falla estructural asociada al menos a seis deficiencias en el proceso de construcción de la obra”, de acuerdo con el peritaje preliminar realizado por la empresa noruega DNV, a petición del gobierno de la Ciudad de México.

El diario El Financiero obtuvo una copia del documento en el que se destaca que la soldadura de los pernos Nelson; la porosidad y falta de fusión en la unión de pernos y trabe; la falta de pernos en las trabes que conforman el conjunto del puente, además de diferentes tipos de concreto en la tableta; soldaduras no concluidas o mal ejecutadas, y “supervisión y control dimensional en soldaduras de filete, fueron las deficiencias asociadas al accidente.

Señala que los llamados “pernos Nelson”, o pernos autosoldables, tienen la función de ser la soldadura de este producto al acero o estructura para actuar como una sola unidad la cual evita la perforación, el sellado y la debilitación de la estructura.

De acuerdo con el reportaje firmado por David Saúl Vela e Ignacio Alzaga, en el análisis técnico-científico también se identificó la “deformación en las trabes, en patines y almas que las conforman; también identificó roturas en almas de las trabes, perfiles de ángulo y placas de conexión”.

El medio tuvo acceso a una versión previa del dictamen que destacó cuatro líneas de investigación en las que estaban incluidas la trituración de la losa de concreto, la influencia de cargas por el sistema de ferrocarril y la falta de mantenimiento de la infraestructura. Sin embargo, señala que en la última hipótesis fueron descartados estos elementos.

Destacó que la empresa DNV no ha terminado con la revisión física y documental, principalmente en la relacionada con posibles reparaciones y rehabilitaciones realizadas después de la construcción y el impacto de la operación cotidiana.

En el documento de 58 páginas, DNV resaltó que operativamente, la Línea 12 trabajaba en condiciones normales y como parte de sus actividades preventivas contaba con las evaluaciones de condición de ruedas metálicas.

“Los componentes de las vías, rieles, gabinetes y motores de interruptores se observan en condiciones normales, cumpliendo con los protocolos de mantenimiento rutinario”.

El medio destacó que el peritaje incorporó, además de la documentación oficial, los testimonios del personal del Metro como directores, gerentes, subgerentes, coordinadores, personal de seguridad institucional y operadores de los trenes.

A través de imágenes, la empresa noruega documentó la deformación de vigas que conforman el puente de concreto-acero, así como las fracturas en la estructura metálica y el desprendimiento de los materiales de refuerzo.

El reporte señala que en el caso de los pernos, no se les retiró la protección cerámica para la ejecución de la unión entre el perno y la viga, lo cual coincide con el reportaje publicado el pasado domingo por el diario The New York Times, que señaló que el accidente se produjo por fallas en la construcción de la Línea 12, entre las que destacaba la deficiente soldadura de los pernos.

También detalló el descubrimiento de una varilla para reparar la junta entre dos trabes: “Al parecer esta unión fue realizada en sitio y quizá después de un ajuste de sus dimensiones para su montaje final, denotando deficiencia en la preparación y ejecución de la soldadura”.

En el documento al que tuvo acceso el diario, se destaca que faltan por realizarse dos etapas de la investigación que incluyen la conclusión de la indagatoria sobre las causas inmediatas y el enfoque técnico de las fallas de raíz que podrían mejorarse.

“Continuará la revisión de las evidencias documentales y de partes en los diferentes procesos a efecto de determinar la relevancia de cada uno de dichos hallazgos, así como su contribución con el incidente considerando las siguientes líneas de investigación: ¿El diseño ha sido apropiado para el sistema de la Línea 12? ¿Cumplieron los materiales de construcción con lo requerido por el diseño? ¿Cumplió la ejecución de la construcción con lo requerido por el diseño? Otros factores posiblemente contribuyentes tales como: operación, reparaciones y rehabilitaciones”, señala el dictamen.

El objetivo de la empresa fue encontrar la causa inmediata de lo que provocó el accidente y la identificación de los problemas sistémicos que se pueden modificar para evitar que ocurra más problemas del tipo.

Cabe recordar que la construcción de la Línea 12 arrancó a mediados de 2008 y se inauguró el 30 de octubre de 2012, cuando ya estaba a punto de concluir la administración de Marcelo Ebrard como Jefe de Gobierno, y estuvo a cargo de las empresas Ingenieros Civiles Asociados (ICA), en asociación con Alstom Mexicana y Carso Infraestructura y Construcción.